Programá el retiro de tu pedido por Palermo o Núñez  |  011-15-6892-2999  |  info@revolutionclimbing.com.ar

Consejos para armar tu muro de escalada

 

Etapa inicial - El proyecto

En esta página te daremos todos los consejos que necesitás para armar tu propio muro de escalada. Abarcaremos distintos usos como un boulder, una palestra para escalar con cuerda o un muro para niños. En primer lugar, hay que pensar en la seguridad, por lo que no es buena idea armarlo cerca de objetos peligrosos, como puede ser una mesa o columna por ejemplo ya que en caso de caída podemos lastimarnos. Lo ideal sería tener un garaje o habitación despejada donde montarlo o bien un jardín o terraza que nos permita montarlo en la medianera. La ubicación es uno de los factores más importantes de todo el proyecto, ya que de ello dependerá la estructura que podremos montar, el tamaño, ángulo de desplome, diseño, etc.

Que uso le daremos al muro que vamos a construir?

Antes de comenzar, debemos tener bien en claro el uso que le daremos. Si es para niños se pueden poner las tomas directo a la pared, si bien no es lo mejor (lo veremos más adelante). Si es para adultos tendremos que hacer una estructura que permita fijar placas de madera en las que luego se ponen las tomas.

Diseño

Para nosotros, el diseño es la parte más importante de la construcción de un muro de escalada, desde los más grandes, hasta el más humilde de los muros de escalada.
Los motivos son varios:

• Una vez finalizado escalarás sobre la estructura que has diseñado y luego construido, por lo que de ello dependerá que sea divertido, funcional o no lesivo, más que cuánto dinero has invertido en su construcción

• La mayor parte de tu presupuesto estará destinada a adquirir tomas de buena calidad, el diseño del muro hará variar enormemente el tipo y tamaño de tomas de escalada que necesites, no es lo mismo un muro vertical que un desplome a 35°. Piensa no solo en que quede estéticamente bello tu boulder, sino en que sea funcional y aproveches al máximo el dinero disponible.

• Seguridad: el muro puede ser muy lindo, pero si la estructura falla y se rompe un panel, o se te cae encima, o una toma de escalada se arranca y te golpea la cabeza puede traer graves consecuencias. Por eso es muy importante tener cuidado al diseñarlo y luego usar materiales de calidad, buenas fijaciones para la pared y por supuesto usar colchones (crash-pads) de calidad que contengan bien la caída.

• Debes hacer que el diseño aproveche al máximo el dinero del que dispongas y te permita realizar buenas sesiones de entrenamiento y de diversión con amigos.

• Antes de ponerte a dibujar tienes que tener bien claro lo que querés hacer y lo que podés hacer. El diseño de la estructura debe planificarse bien y ser detallistas, no es lo mismo un anclaje para un techo que para un muro vertical, tampoco lo es un desplome móvil que un boulder tipo “cueva”

• No limites la posibilidad de futuras ampliaciones por un mal diseño, si tenés lugar de sobra, deja la estructura abierta a posibles ampliaciones futuras.

• Puedes hacer el diseño a mano alzada si te va bien con el dibujo. Hoy en día, la computadora es nuestra mejor aliada, recomendamos el uso de Google Sketch Up un potente software de diseño 3D sencillo de usar y gratuito. Nosotros lo utilizamos para el diseño de muros de escalada a pedido de nuestros clientes. Con este soft podrás hacer el diseño a escala, tener vista en 360° y hasta te permitirá calcular datos como superficie, material necesario para la estructura y mucho más.

• Aprovecha las estructuras que ya estén para montar tu muro, columnas y vigas son de gran ayuda y pueden ser el principal soporte para la estructura de un muro de escalada.

• No desestimes ayuda externa, comentar tu proyecto a otros escaladores o personas relacionadas a la construcción/herrería/carpintería, puede darte muy buenas ideas, consejos útiles y hasta puede hacerte cambiar radicalmente el proyecto, escucha a tus amigos!!

• Asegúrate que tus proveedores cuenten con el material necesario, busca precios en diversos lugares (Mercadolibre tiene buenos precios para muchas cosas que necesitemos, desde herramientas hasta insumos). Prestá especial atención a las dimensiones y cantidades, que concuerden con lo pedido, es común que te digan que el panel de fenólico tiene 1,22×2,44m cuando luego lo que te envían tiene otra medida (2cm hacen una diferencia enorme una vez que montaste la estructura)

 

 

Tipo de estructura

Hay dos tipos de estructura principales a tener en cuenta:

Utilizando una estructura previa: esta es la mejor opción y la más sencilla también, ya que toda la estructura de nuestro boulder se fijará a algo ya montado, como puede ser una pared, medianera, columbas, etc. La desventaja está en que nos tenemos que limitar a lo que ya tenemos construído, por ejemplo si hay un techo no podremos hacerlo más alto, si tenemos una columna en el medio nos limita las dimensiones, etc. MUY IMPORTANTE: la estructura previa debe ser lo suficientemente resistente, muchas medianeras son extremadamente viejas, no provoques un accidente!!

Estructura autoportante: esta es una solución versátil si no dispones de un lugar adecuado para instalar tu muro. Tienen la ventaja de que somos libres de crear lo que querramos y luego se puede desarmar e instalar en otro sitio sin mayores complicaciones. Es importante que la esructura esté pensada a conciencia y soporte no solo las cargas sino que no se nos vaya a dar vuelta y nos aplaste nuestro propio boulder… Pueden ver una estructura autoportante en nuestro post “Diseño y construcción de un boulder privado” Aquí nos centraremos en la construcción de un muro de escalada sobre una superficie ya existente


Estructura

La premisa general para armar el boulder será hacer bastidores donde se fijarán los paneles de fenólico (recomendado de 18mm). Este bastidor puede ser de madera (pino generalmente) que es lo más sencillo de trabajar y es el estándar para la construcción de muros en USA y Europa, o bien de caño cuadrado de 4x4cm, pero aquí ya necesitamos de alguien que tenga buen manejo de una soldadora. Con ambos materiales podemos hacer estructuras extremadamente complejas y con infididad de formas.

La estructura básica que debemos respetar es que haya un listón o parante cada 1,2m mínimo para que no haya posibilidades de partir un panel por pandeo si la estructura es metálica, o de 80cm si es de madera. Una vez que hemos definido sobre qué fijaremos la estructura, pasaremos a definir si será un boulder fijo o abatible. El primero tiene la ventaja de que que es más sencilla su construcción si es que lo diseñamos de líneas simples (consejo, haz que así sea) y combinado con apliques de fibra o madera y romos grandes podemos generar infinidad de movimientos y problemas a resolver. El boulder de estructura abatible en cambio, es un poco más complejo para montar, pero nos da la ventaja de poder variar la inclinación de 90° a 45° y así hacer que una toma que antes era excelente ahora sea mucho más dura de agarrar. Ojo con esto porque puede hacer que una toma que estaba puesta en una posición, al variar la inclinación del muro se vuelva lesiva. No te olvides de dejar un espacio en la estructura que te permita ingresar a su parte posterior, por ejemplo para cambiar un tnut roto o fijar un aplique de madera. Nosotros recomendamos fijar la estructura a la pared mediante una placa con 4 tornillos y tarugos del 10 para fijaciones de madera; o en el caso que sea de metal, lo mejor es picar la pared, insertar unos 10cm una plancha (si es L mejor) de acero y que sobresalga mínimo 5cm de la pared, luego se rellena con cemento y allí le soldamos luego la estructura. Para la unión de las piezas de la estructura metálica simplemente debemos soldar ambas partes, en cambio si lo hacemos en madera tendremos que utilizar las fijaciones para madera correspondiente, aquí una imagen con algunos tipos

 

Algunas consideraciones para el montaje.

Es importante que la base de la pared tenga un plano vertical de 40cm mínimo antes de comenzar el desplome, sino se produce un espacio ciego que por más que tenga tomas de pie para salir es muy difícil ya que tocaremos el piso con los talones. Conviene ir montando la estructura por partes, de esta manera si hay algo que no encaja es más sencillo solucionarlo. No te olvides de aplicar el tratamiento adecuado para proteger la estructura, antióxido para las metálicas, y una buena laca o barniz para las de madera.

Paneles

Utilizaremos paneles de fenólico de 1,22x2,44m y 18mm de espesor. Hay de pino y de eucalipto, siendo mejores y más caros los últimos. Una vez que hemos montado la estructura, tomamos las medidas y ángulos necesarios y allí trasladamos esos datos y procedemos al corte del panel, si tenemos una sierra circular de banco mucho mejor. NUNCA USES UNA CALADORA porque te aseguro que te saldrá el corte torcido.

Es importante antes de colocar el panel hacer los agujeros correspondientes a los t-nuts y fijarlos de un golpe de maza, para ello tenemos que marcar primero la grilla de t-nuts que varía según la distancia que seleccionemos, recomendado cada 20/25cm.

Una vez fijados los paneles a la estructura con tornillos autoperforantes con un tornillo cada  40/50cm lijaremos todas las uniones y aplicaremos masilla en las juntas, esto dará un acabado a las uniones de primer nivel.

Por último y cuando nuestro muro ya está tomando forma, aplicamos una mano sin diluir de base para madera con rodillo para tapar los poros de la madera y que luego podamos pintar con esmalte sintético del color que más nos guste (cálido preferentemente o gris muy claro si es en un cuarto pequeño). Con dos manos estará bien.
Si el muro está al aire libre no tendremos otra alternativa que pintar de ambos lados para cuidar la madera.
Si optamos por barniz, se aplica el barniz directamente sobre la madera, dos manos para interiores y tres para exteriores.


Herramientas necesarias

Tomando la premisa de que toda la estructura será montada en madera y no de metal, necesitaremos las siguientes herramientas:

  • Taladro con percutor
  • Atornillador inalámbrico
  • Sierra circular (la caladora no sirve para hacer cortes rectos largos)
  • Material de pintura (rodillo, pincel, etc)
  • Escalera acorde a la altura del muro
  • Accesorios (nivel, cinta métrica, prensa, martillo, maza, destornilladores)

Recomendamos adquirir herramientas y materiales de buena calidad o contratar a un profesional para el montaje del muro de escalada, no nos olvidemos que de allí nos colgaremos y no queremos ningún accidente. Por favor usar guantes, anteojos y barbijo cuando sea necesario


Cálculo de costos

Para calcular los costos de nuestro muro tenemos que tener las siguientes consideraciones:

  • Maderas: tener presente el desperdicio por cortes, falsas escuadras, etc (los sobrantes sirven para hacer apliques) En el caso de los tirantes para la estructura no nos debemos olvidar que la separación máxima para estructuras de madera es de 1,22m. Tendremos en cuenta que los fenólicos tienen 1,22x2,44m por lo que intentaremos hacer la estructura acorde a esta medidas y así minimizar la cantidad de cortes o desperdicio de material.
  • Pintura: calcularemos 12m2 por cada litro de sintético/barniz. El sintético lleva previamente una capa de base para madera. 2 manos de sintético y 3 de barniz seria lo correcto.
  • Tornillos/fijaciones: por cada panel usaremos 26 tornillos 8-2” fix para madera, luego la estructura se monta con tornillos 8-3” fix. Los cajones metálicos debemos fijarlos con tornillos 10-2 ½ y tarugos de 10.
  • Luego tendremos que calcular varios insumos más que necesitaremos, como lija, rodillos, pincel, aguarras, etc.

Elección de tomas y apliques

Este es un punto crucial en la construcción de nuestro muro. Debemos investigar, asesorarnos con profesionales y planificar bien la elección de las tomas de escalada que tendrá nuestro muro a que de ellas dependerá que podamos recrear todos los movimientos que deseamos, podamos escalar durante horas sin que nuestra piel sufra y evitaremos lesiones por mal diseño o uso de las tomas.

Estimaremos unas 18 a 25 tomas por panel (3m2) para un Boulder y de 15 a 20 para una palestra. Esto nos permitirá recrear una buena variedad de movimientos.

Tenemos que determinar el uso que le daremos a nuestro muro, lo que nos permitirá elegir las tomas más adecuadas por su forma, textura, tamaño y dificultad.

Aquí unas breves recomendaciones generales al momento de elegir las tomas para nuestro muro de escalada: debemos asegurarnos de tener todos los tamaño disponibles, de micro-tomas que nos sirvan para pies y así practicar movimientos de equilibrio, hasta grandes tomas que permiten juntar y hacer varios movimientos en una misma presa.

Tipo de agarre aquí es crucial seleccionar tomas de buen diseño, que no nos lastimen la piel ni los ligamentos. Hay una gran variedad de formatos

  • Regletas: no deben tener filos marcados, pueden ser planas, con borde positivo o negativo, ello dependerá de la inclinación de nuestra pared (no poner regletas positivas en un plano vertical porque nos pueden lastimar)
  • Pinzas: nuestras tomas favoritas, su tamaño permitirá pinzar a una o dos manos, pueden ser simétricas (bordes paralelos, más difíciles de agarrar) o asimétricas, con bordes curvos o planos.
  • Bolsillos: ideales para fuertes desplomes y escaladores principiantes. Debemos tener una buena cantidad de ellos para generar reposos en recorridos largos, invirtiéndolos podemos generar tracciones más que interesantes.
  • Bidedos/huecos: estas tomas al igual que los bolsillos tienen excelente agarre por lo general, pero hay que prestar atención si el hueco puede provocar que se nos atasque un dedo, o su borde hace que apoye alguna de nuestras poleas con el riesgo de lesión que implica.
  • Doble textura: no son tan comunes pero sí son ideales para el armado de bloques donde queremos que se pueda usar solo una parte de la toma, ya que la otra no tiene textura (es lisa) lo que nos obliga a agarrar la toma en la posición que quiere quien abrió el Boulder.
  • Romos: los romos pueden ser de distintos tamaños, llegando a ser las tomas más grandes disponibles en nuestro mercado. Hay planos, difíciles de agarrar (algunos se trabajan más con técnica de regleta que con la palma abierta como los demás romos). Los más grandes permiten trabajarlos de hombro, juntar y montar y variedad de movimientos más. Serán los encargados de hacernos sufrir en los pasos duros de nuestros bloques…
  • Apliques: pueden ser de madera o fibra. Los de madera generalmente son piramidales. Los de fibra pueden tener de infinidad de formas, recomendamos los tipo “burbuja” o semi-esferas.
  • Tomas atornillables: estas tomas pueden ser desde las más pequeñas, ideales para usar dobles enfrentadas en cantos de apliques piramidales, lo que permite pinzarlos. Hasta grandes tomas planas tipo “huevo”. La ventaja de este tipo de fijación es que podemos ponerlas exactamente donde querramos, sin necesidad de que haya un t-nut puesto.